Seguramente alguna vez como excusa para iniciar un proyecto dijiste «No tengo tiempo para empezar». Somos todos iguales y cuando no es nuestra prioridad, sacamos este argumento.

Desde mi punto de vista, no es válido porque todo el mundo tiene 24 horas en un día. Entonces, ¿por qué otros empiezan un proyecto cada semana mientras a otros les cuesta seis meses? 

Si estás leyendo este artículo es porque quieres empezar un proyecto nuevo pero te falta tiempo. Esto es lo que vamos a analizar, además de darte consejos para encontrar ese tiempo que nos falta con el objetivo de emprender. 

tiempo

1. Haz un inventario. Sé consciente de en qué inviertes tu tiempo

Primeramente, tienes que saber cómo y en qué inviertes tu tiempo. ¿Cómo puedes averiguarlo?

Para eso, te aconsejo comprar una libreta que lleves contigo a todos sitios durante una semana; así vas a poder ver cuánto tiempo te lleva cada acción. Si tienes un iPhone, te informa de cuánto tiempo usas el teléfono y cuánto tiempo duermes, así que ya tendrías una parte del trabajo hecho. Si no tienes iPhone, seguramente habrá una app que te informe de esto también.

Debes hacer lo mismo con el tiempo que pasas con amigos, en el trabajo, en el gimnasio, en la biblioteca, etc. Cualquier cosa que hagas, apúntala en la libreta. De esta forma, verás al final de la semana dónde has gastado tu tiempo y, lo que es más importante, en qué lo has gastado.

Es un rollo, lo sé, pero no todo es fácil, así que motívate para hacerlo, ya que comprobarás que el resultado es muy importante si quieres encontrar tiempo.

2. ¿Tiene valor el tiempo que inviertes en una determinada acción?

Ahora que sabes en qué gastas tu tiempo, pregúntate si hay un retorno en la inversión que haces. ¿Qué significa esto? Si aquello donde empleas tu tiempo te ayuda a conseguir tu objetivo, a estar más cerca de tu sueño. Si la respuesta es no, quiere decir que este tiempo no tiene un retorno en tu sueño u objetivo, así que desde hoy mismo tienes que parar de hacer esta acción que te consume tanto tiempo e invertirlo en algo que sí te dé valor a largo plazo y te acerque a tu meta. En resumen, que ese tiempo gastado tenga un retorno en la inversión.

Por ejemplo, en mi caso personal, al igual que mucha gente gastaba mucho tiempo en las redes sociales, pero solo para consumir, no para producir, así que para mí era una pérdida de tiempo diaria impresionante. He borrado Facebook e Instagram y actualmente tengo más tiempo para leer, escribir, estudiar, aprender. Solamente este pequeño cambio ha hecho que tenga más tiempo para estar más cerca de mi sueño, así que te animo realmente a que lo hagas. Verás que al final el resultado es impresionante.

Esta es una forma de encontrar más tiempo para ti, pero lo más importante es saber dónde gastas tu tiempo y si ves que no te aporta nada o solamente te aporta felicidad o placer al instante, no lo hagas más. 

Otro ejemplo es que si vas en transporte público al trabajo, en lugar de estar con tu teléfono jugando o estando en las redes sociales, lee un libro. Este tiempo es muy valioso a largo plazo. Las pequeñas acciones a diario suman y hacen que al final del año te den un resultado enorme. Si pasas 30 minutos al día en el transporte público, transforma este tiempo en algo que te produzca valor para ti. Verás que hay muy poca gente que lee un libro, y si es algo que te cuesta, siempre puedes escuchar un audiolibro. Si repites esto a diario, a final de mes habrás leído un libro y al final del año, doce. Piensa quién actualmente lee tantos libros al año…

3. Ten una rutina diaria

Ya sabes cómo encontrar más tiempo en tu día y cómo hacer que sea algo más valioso. Pero, ¿cómo puedes encontrar más tiempo?

La clave está en levantarse más pronto. Los grandes CEOs lo hacen: Tim Cook, de Apple a las 3:45; Mary Barra, de General Motors a las 6h; y el CEO de PepsiCo a las 4h. ¿Por qué lo hacen? Porque por la mañana se pueden concentrar de manera más eficiente debido a que nadie ni nada les puede molestar.

En mi caso, me despierto a las 6h y tengo mi rutina. Empiezo por hacerme un café con un zumo, luego escribo un artículo, leo, medito, y es de esta forma que comienzo cada día. 

No tienes que copiar mi rutina ni copiar la de otro, tienes que encontrar la tuya propia que haga que logres tus objetivos, la que haga que cada día estés más cerca de tu sueño.

Ya sabes cómo y dónde encontrar tiempo para tus proyectos, así que la excusa de «no tengo tiempo para empezar» ahora no te servirá.

Si al ponerte en marcha para encontrar tiempo sigues sin poder hacer todo, es porque para ti este proyecto en particular no tiene mucha relevancia, así que enfócate en lo que te dé valor y te parezca importante.

Hazlo hoy, no esperes a mañana; empieza con la formación Empezar como anfitrión Airbnb.

Estoy seguro de que tú también tienes tu forma de encontrar más tiempo para tus proyectos. Déjamelo en los comentarios. ¡Tengo ganas de aprender de ti también!

Únete a nuestra comunidad

Forma parte de nuestra comunidad y recibe las últimas noticias y todo lo que necesitas saber sobre House Hacking y Airbnb.